‘Cortos de Fondos’ 102/258

numero_102_alterfinesLa esposa de aquel ventrílocuo aseguraba que siempre hacía caso a su corazón. Así que a él no le resultó muy difícil inventar una voz suave, confortable, y que sonase sincera y creíble, que parecía provenir directamente del pecho de su mujer.

De este modo, cada vez que ella se despertaba de madrugada, y lejos de volver a dormir se desvelaba, dándole vueltas y más vueltas a la idea de abandonarle, de dejar de una vez por todas aquella vida bohemia del artista de variedades, la voz lograba siempre convencerla de las ventajas de permanecer a su lado.

Lo más curioso de esta historia es que a él, en realidad, aquella mujer, y lo que demonios quisiese hacer con su vida, no le importaban en absoluto; si hacía todo esto era por su muñeco, perdidamente enamorado de ella.

Anuncios

43 pensamientos en “‘Cortos de Fondos’ 102/258

  1. ¡Ése es un buen amigo! Hace el sacrificio de casarse con una mujer que no es de su agrado, con tal de que su muñeco de ventrilocuismo cumpla su sueño de estar con ello 🙂

    Salutaciones verbales 😛

  2. No sabía que fueras ventrílocuo, pero ahora que lo sé del cierto, quisiera hacerte una pregunta… hasta cuando seguirás metiéndome la mano por la espalda…?

    firmado:
    el muñeco.

    • Se lo decía yo a Jorge, un poco más arriba: aquí hay más ‘mandanga’ de la que parece, y al mediocre autor de este mircro rrelato no le ha dado la gana el enseñárnosla… Seguro que él está también pringado…

      Fdo:
      El constructor del muñeco.

        • Parecido, suena parecido. Lo suyo era mamandurria, y la grandísima sinvergüenza, después de habérnoslo echado en cara a los demás, va y se “coloca” en Tourespaña para cobrar un sueldazo de escándalo por no hacer nada (al que seguramente une la sinecura de ser ex presidenta de CCAA, ex diputada, ex ministra…). ¡Como si le hiciese falta siendo de familia multimillonaria! ¿No sería mejor dejarlo para alguien que no tiene trabajo?

          En fin, qué tonto soy pensando que una fascista de tan baja estofa va a hacer algo por la gente.

          Un abrazo, Josep, y mejor miremos para otro lado…

  3. 🙄 creo saber porque no le hace decir al muñeco que quién realmente la ama es él…

    ¿Puedo elucubrar?
    Vale, quién calla otorga 😀 : pues resulta que de quién está realmente enamorado el ventrílocuo es del muñeco, y teme que su mujer se las arregle mejor que él manejándolo, con lo cual le pondrían de patitas a la calle… podría ser… ¿o no? 😉
    Besitos.

  4. …. Por eso solo te saludaba y no me atrevía a abrazarte, ¡ Cuidadín con el muñeco que tiene mas mandanga de lo que yo creía¡, ¡El muñeco está como un cencerro…¡ ¡ Que gracioso el bicho¡
    Sí, te mereces un abrazo, por compartir tus polémicas historias con todos nosotros. Porque son muy divertidas las opiniones, de cada uno de los de allí arriba.
    Un abraazo.

    • Abrazos ‘per tutti’. Pasémoslo bien y entretengámonos, que ya están ellos para tratar de fastidiarnos a cada momento.

      Y no me hagas definir el término ‘ellos’; baste decir que van desde los tarados esos, a los que les ofende que se caricaturice a su profeta, a los sinvergüenzas que dicen estar en la política para servir, y se lo llevan crudo.

      (Más) abrazos otoñales.

  5. Lo que hace uno por amor. ¡Dati cuenta! qué diría un extremeño.
    Es cierto que algunos ventrilocuos han terminado siendo la caricatura de sus muñecos. Hay algún que otro relato de terror con estos personajes.
    Un abrazo.

    • Discúlpame, Miguel, que no sé bien por qué se me había pasado responderte.

      Se trata de una pareja tan surrealista que a la fuerza ha generado literatura y cine al respecto. Pero estos dos que os he trído yo ya es que ‘lo petan’.

      (Otro) abrazo (tardío, pero sincero: te robo la cartera, pero te dejo los documentos que no sean bancarios…)

    • No creas que a veces no me gustaría escribir como vosotros, con párrafos más cuidados, con descripciones, adjetivos, y todas esas cosas; pero luego me sale la vena periodística de informar y entretener, entretener e informar, y adiós muy buenas.

      Cosas que pasan.

  6. Eres increíble, enamorado del muñeco mita el relato me suena mucho hasta el final aquí no hay muñeco hay muñeca ajajaja
    Feliz domingo ajajaja

Los comentarios están cerrados.