‘Cortos de Fondos’ 64/258

Apenas quedan un par de minutos para que se enciendan las luces del proscenio. Será entonces cuando ascienda el telón, y yo dé unos cuantos pasos hasta el centro del escenario, empujando este ridículo baúl tachonado de lentejuelas. En ese momento les confesaré, a los 4.316 imbéciles que han pagado su entrada, que existe un doble fondo en el interior de este enorme cajón, cuya tela es lógicamente negra para lograr el camuflaje deseado, que el mago para el que trabajo de ayudante, y que me paga una puñetera miseria de sueldo, después de dos años de impecables servicios prestados, es un auténtico fraude.

¿Cómo se tomarán la noticia semejante atajo de crédulos? Lo mismo la toman conmigo…

Anuncios

5 pensamientos en “‘Cortos de Fondos’ 64/258

Los comentarios están cerrados.